30 años de teshuvá

¡Qué vida ocupada! ¡Qué rutina intensa! Pienso mientras que recuerdo que quiero escribir este artículo desde Pesaj.

Hace seis meses que intento encontrar el momento para escribir estas líneas sin éxito, pero debido a que el tema es la teshuvá, y todo está completamente planeado desde arriba, ¿qué mejor época para compartir mi historia con ustedes que Aseret Iemei Teshuvá (los diez días de balance y retorno entre Rosh Hashaná y Yom Kipur)?

¿Si alguien les dice que tienen la oportunidad de encontrarse con D-ios, una oportunidad única, exclusiva y con tiempo limitado, no correrían a hacerlo?

Entonces prepárense para la maratón porque el momento ha llegado y D-ios se encuentra aquí, entre nosotros. Si, como lo oyen, aquí en la tierra, totalmente disponible para todo aquel que quiera dirigirse, conectarse y comunicarse. Continue reading “30 años de teshuvá”

La alegría de mirar hacia arriba – Comentario a la parashá de Jukat

 

En estas últimas semanas me he sentido un poco agobiada, aturdida. Soñaba con el momento de tomarme unas vacaciones y conectarme con la naturaleza.

Estaba sofocada por los carteles, las masas de información que nos invaden constantemente, incluso que no la busquemos, los infinitos mensajes de WhatsApp y los miles de emails en mi casilla de correo electrónico, con imperdibles artículos que debo leer si quiero ser una buena madre, una buena esposa, y en fin, una buena mujer.

Incluso empecé a soñar con irme a un retiro de meditación de silencio, ¡no se asusten! uno kosher por supuesto. Continue reading “La alegría de mirar hacia arriba – Comentario a la parashá de Jukat”

La marcha por la vida que cambió mi vida

Tenía tan solo 15 años, pero ya la chispa vibraba dentro mío. Tenía tan solo 15 años, pero algo me decía que luchar por conseguir un lugar en ese viaje valía la pena.

Me presenté ante la directora y brindé mis argumentos que a pesar de mi temprana edad, madurez no me faltaba para enfrentar esta terrible y petrificadora experiencia, y así logré convencerla de que no se arrepentiría, si me enviaba a ese prometedor viaje que sin saberlo cambiaría mi vida por completo.

Me embarqué en el avión junto a mi grupo, rumbo a Polonia, el gris y triste país que había visto un esplendor judío y luego con sus propias manos lo había hecho cenizas, no solo en forma figurativa. Continue reading “La marcha por la vida que cambió mi vida”

Postres para Pesaj del Chef Chueta Pinjas (Tony) Piña

Pinjas (Tony) Piña, es un famoso chef chueta, nacido en la Isla de Palma de Mallorca, España.

La tradición judía de la familia de Pinjas es tan extensa que incluso cuentan con un cuchillo especial que fue pasado de generación en generación, mediante el cual solían realizar el tradicional faenado ritual conocido en hebreo como shejitá.

Pinjas brindó un curso de cocina anterior a pesaj abierto a los descendientes de anusim y a la comunidad judía, el cual fue muy exitoso y todos retornaron a casa emocionado por las riquísimas recetas que consiguieron y que podrán preparar para el seder de pesaj.

Pinjas quizo compartir las recetas también con ustedes, nuestros amigos alrededor del mundo, y aquí se las traemos para que puedan chuparse los dedos junto con sus familiares y que tengan una festividad exquisita e inolvidable: Continue reading “Postres para Pesaj del Chef Chueta Pinjas (Tony) Piña”

Tenemos que hacer teshuvá

El año pasado, les relaté sobre la reacción de mi hija ante el sonido del shofar, mientras su padre tocaba. Pueden leerlo aquí “La lección que me enseñó mi hija de 14 meses”.

Gracias a D’s, la niña creció y ya tiene más de dos años, y nuevamente me sorprendió con sus palabras este Rosh Hashaná.

Durante el mes de elul, aprendió en el jardín sobre la fiesta que se aproxima, sus costumbres, el shofar, la importancia de pedir perdón y arrepentirnos de nuestros actos. ¡Sí! ¡Aunque no lo crean, eso es lo que aprenden los niños tan pequeños en la Tierra de Israel!

Yo por supuesto estaba muy orgullosa como madre cuando de repente la oía repetir palabras que había asimilado o responder a las preguntas que la maestra jardinera enviaba los viernes para que veamos todo lo que habían aprendido.

Pero en Rosh Hashaná, la sorpresa fue enorme. Teniendo el honor de ocuparme de mi pequeña hija (y de todos los invitados que teníamos en casa para las comidas), no pude asistir a la sinagoga, pero creo que no hubiese podido alcanzar un nivel espiritual más elevado que al cual mi hermosa niña me llevó esa tarde del segundo día de Rosh Hashaná, ya cuando la festividad estaba por culminar. Continue reading “Tenemos que hacer teshuvá”

La lección que me enseñó mi hija de 14 meses

Este Rosh Hashaná, mi hija de 14 meses me dio una lección que nunca olvidaré.

Luego de una tranquila mañana de juegos en casa, llegó mi esposo de regreso de la tefilá (plegaria).
Vestido como un ángel, con su kitel (guardapolvo) blanco tal como acostumbran los ashkenazíes, después de haber rezado largas horas en el Beit Hakneset, volvió contento y satisfecho listo para ayudarnos a cumplir con la mitzvá de oír el shofar.

Desde que mi hija nació, he tenido el mérito de quedarme en casa a cuidarla sin poder asistir al Beit Hakneset. Si bien la mitzvá de oír el shofar es una mitzvá que depende del tiempo y las mujeres están exentas de ella, a lo largo de las generaciones las mujeres de Israel la adoptaron como obligación. Continue reading “La lección que me enseñó mi hija de 14 meses”

Birkat Hailanot – La bendición de los árboles

Por Tziviá Kusminsky

arbre_fleurs

Ayer estuve en el tribunal rabínico, acompañando a una pareja que está cerquita de finalizar su proceso de conversión y el rabino les hizo una pregunta poco usual, ¿cuál es la berajá que bendecimos solo una vez por año?

Para mi sorpresa, la señora enseguida respondió “Birkat Hailanot”, y el rabino asintió e incluyó que hay otros ejemplos más.

Birkat Hailanot, o la bendición de los árboles, es una bendición que se realiza solo una vez por año, durante el mes de Nissán, cuando comienzan a florecer los árboles.

La bendición se realiza sobre árboles frutales, preferible dos árboles de distintos frutos, cuando el árbol comienza a florecer, antes de que salga el fruto en sí mismo.

La bendición que recitamos es:

“ברוך אתה ה’ א-לוהינו מלך העולם, שלא חיסר בעולמו כלום, וברא בו בריות טובות ואילנות טובים, ליהנות בהם בני אדם”

“Bendito eres Tú, D-s nuestro, Rey del Universo, que hizo que nada falte en su mundo, y creó en él buenos seres y buenos árboles, para el placer de los hombres”

Sin duda alguna, esta bendición, es una muestra de agradecimiento para con nuestro creador, que nos puso en un hermoso mundo, nos entregó todo lo necesario para satisfacer nuestras necesidades.

Cuando salimos a la calle, a las plazas, a los campos y vemos los árboles floreciendo, el comienzo de la primavera, la naturalesza que vuelve a tomar vida, no podemos más que bendecir a quien creo todo esto para nuestra satisfacción.

Dice la guemará en el Tratado de Sanhedrín 98a, que cuando vemos a los montes de Israel dar frutos en abundacia, no hay un mayor señal de que la redención ha comenzado. Quien conoce la historia del moderno Estado de Israel, sabe que cuando los primeras personas retornaron, luego de un largo exilio, la tierra de Israel era pleno desierto y pantanos. Pero poco a poco, con el fuerte trabajo del pueblo judío y con la bendición celestial, el país comenzó a florecer (en todo sentido) y hoy sin duda es un ejemplo para todo el mundo.

Salgan hacia los campos y bendigan a quien nos ha dado todo esto!

Ayuno 10 de Tevet

Hoy se conmemora el ayuno del 10 de Tevet, día en que comenzó el sitio a la ciudad de Jerusalem, en el año 558 a.e.c

Este sitio marca el comienzo de un proceso que finalizará varios meses después con la conquista de la ciudad, la destrucción del templo y el exilio de Babilonia.

Asimismo, en este ayuno se conmemoran dos eventos que tuvieron lugar uno y dos días antes. El 9 de Tevet es el día del fallecimiento de Ezra el escriba, quien lideró años más tarde el retorno a la tierra de Israel conocido como “Shivat Tzión”. Dicen sobre Ezra que era tan grande y justo que era meritorio que se entregue la Torá de su mano.

El ocho de Tevet, fue traducida la Torá al griego, traducción conocida como la Septuaginta. La traducción fue solicitada por el rey griego de Egipto, Ptolomeo II Filadelfio, y en forma milagrosa, los 70 sabios que la tradujeron, cada cual en un cuarto aislado, tradujeron exactamente lo mismo. Si bien la traducción podía ayudar a que más personas lleguen a este sagrado libro, cada traducción es una interpretación, y hay partes sumamente sensibles que al traducirse pueden perder su significado o incluso recibir otro significado distinto.

Continue reading “Ayuno 10 de Tevet”

Los árboles del Monte del Templo

Todo aquel que haya visitado el Kotel (muro occidental) en la Ciudad Vieja de Jerusalem, probablemente habrá distinguido que en el Monte del Templo, donde en su momento estuvieron en pie los dos Grandes Templos del pueblo de Israel y en este momento se encuentra la mezquita de oro, hay muchos árboles que “decoran” la explanada.

De acuerdo a la Torá está prohibido plantar árboles en el Monte Moriá, el Monte del Templo, como está escrito: “No plantarás para ti asherá (árbol de idolatría) ni ninguna clase de árbol junto al altar de Hashem, tu Di-s, que harás para ti”. (Devarim 16:21) Continue reading “Los árboles del Monte del Templo”

¿Pesaj o Jag Hamatzot?

Recuerdo que desde pequeña, antes de cada festividad, estudiábamos en el colegio sobre la misma. Lo que siempre me llamó la atención es que cada una de ellas tenía varios nombres, algunas en relación al evento histórico y otros en relación a la agricultura. Cierro los ojos y veo la lista de la morá en la pizarra.

En el caso de la festividad de Pesaj, nos enseñaron que cuatro son sus nombres: Jag Hapesaj, Jag Hamatzot, Jag Haviv (la fiesta de la primavera), Jag Hajeirut (la fiesta de la libertad). Sin embargo, ya de grande y profundizando sobre el tema, he visto que los dos primeros son los principales y que, ¡por más raro que suene!, Jag Hapesaj no se refiere históricamente a la festividad que nosotros celebramos hoy día. Continue reading “¿Pesaj o Jag Hamatzot?”